Mes: septiembre 2019

Compras compulsivas: Renovación, búsqueda de satisfacción inmediata e impulsividad

Estamos de nuevo al comienzo de un nuevo curso y es costumbre que en este momento se planteen nuevos comienzos, retos y própositos. Desde las grandes superficies nos transmiten el mensaje de que para llevar a cabo lo que nos proponemos, necesitamos sin duda, equiparnos bien, adquirir productos nuevos, libretas en blanco para poder comenzar a escribir de nuevo nuestra historia y sentir que la controlamos.

Y ese mensaje nos llega, porque muchas veces lo necesitamos, Necesitamos creer que hay soluciones tan fáciles como cambiar de abrigo para que elementos que no funcionan o que no encajaban empiecen a encajar en este nuevo comienzo.

De hecho, ¿quién no ha comprado algo alguna vez y ha sido un gran acierto? y nos puso en el foco de mira de los demás o ha durado tanto, o ha sido tan bonito, o tan barato que podemos decir que fuimos más listos que nadie comprandolo. De las veces que no compramos tan acertadamente, el olvido dio cuenta de ellas.

La impulsividad es un rasgo de personalidad que nos lleva a actuar sin reflexión previa, y que en muchas ocasiones nos lleva a tener conductas que no nos sientan bien pero que realizamos sin conciencia, como en bucle, obteniendo una satisfacción inmediata. Las conductas impulsivas más comunes tienen que ver con la comida, el sexo, situaciones de riesgo, agresividad, etc. y entre ellas también aparecen también las compras compulsivas.

Una compra es compulsiva cuando se realiza sin premeditación y sobretodo para manejar una carga emocional, como puede ser la ansiedad o la necesidad de obtener una recompensa inmediata. Estas compras pueden volverse un problema cuando empiezan a repercutir en la vida de la persona, por ejemplo desbordando los gastos cotidianos, pero también interfiriendo en las relaciones sociales u ocupando un tiempo excesivo en la actividad diaria de la persona. Estas consecuencias más sutiles de la conducta, a veces no se plantean como un problema inmediato, pero tienen implicaciones a medio y largo plazo, incluso en la autoestima de la propia persona.

Si quieres saber más sobre este tema, no tengas incoveniente en contactarnos, tenemos experiencia en ello y sabemos como manejarlo.